Sentencian hasta 50 años de cárcel a homicidas de Imelda Virgen

11
  • Organizaciones piden a las autoridades vigilar el proceder de los magistrados
  • También exigen que se garantice el pago de la reparación de daños

Los sentenciados apelaron dicha decisión, misma que será atendida en el Supremo Tribunal de Jalisco

GUADALAJARA, JALISCO (05/ABR/2017).- Las cuatro personas acusadas por el homicidio de la académica tapatía, Imelda Virgen Rodríguez, fueron sentenciadas como culpables de los delitos de violación y parricidio, de acuerdo con lo que anunciaron hoy integrantes del colectivo Cladem; la condena llega hasta 50 años de cárcel.

Imelda Virgen fue asesinada en 2012 por su esposo, quien confesó que contrató a otras tres personas para acabar con la vida de su pareja.

El caso es considerado el primer feminicidio en el Estado luego de que se tipificara como un delito, pero uno de los reclamos centrales de la familia, su defensa y los grupos que los apoyaron fue precisamente considerarlo dentro de ese tipo penal.

Alejandra Cartagena, abogada miembro de Cladem, informó que los sentenciados apelaron a la sentencia; por la magnitud de la condena, la apelación será atendida de manera oficiosa en el Supremo Tribunal de Jalisco.

Ante ese tema, los grupos ciudadanos que acompañaron el caso pidieron al Poder Judicial de Jalisco que vigile el proceder de los magistrados que podrían hacerse cargo del tema, y al gobernador de Jalisco, que, mientras se resuelve la apelación, ordene que se garantice el pago de la reparación integral de daños.

El caso y las condenas

• Imelda Josefina Virgen Rodríguez, profesora de la Universidad de Guadalajara, de 40 años de edad, decidió meses antes de su muerte abandonar el domicilio que compartía con su marido por causa de la violencia física y psicológica a la que él la sometía. Tenían ocho años de casados.

• De acuerdo con la acusación, Gilberto Enrique Vázquez Cortés planeó asesinarla en un hecho que pasara por un robo. Para eso contrató a tres personas, que la atacaron el 28 de septiembre de 2012 cuando los dos esposos viajaban en el auto de Imelda.

• Según las acusaciones, el hombre ofreció 25 mil pesos y el auto de Imelda a David Calzada Ceja, Joselyn Juviana Calzada Ceja y Sergio Fabián Sánchez Belmonte.

• Gilberto Enrique Vázquez, David Calzada y Fabián Sánchez fueron sentenciados a 50 años por los delitos de parricidio y violación. Joselyn Calzada, sólo por parricidio, a 28 años de prisión.

• Además se exigirá reparación integral de daños, como indemnización legal por el delito de parricidio, por tres millones 222 mil 951 pesos.

• También se les condena a otro pago de reparación integral de daños por violación; el monto será fijado en una decisión judicial posterior.

• Y además, la décima habla de que se le da vista al fiscal general para que actúe en una investigación por los peritos David González Navarro y Enrique Espinoza Ortega, por su presunta responsabilidad en la emisión de peritajes que fueron presuntamente negligentes.

¿Por qué fue parricidio?

La sentencia contra los acusados por el crimen de Imelda Virgen implica dos delitos: violación y parricidio. No fue feminicidio, como exigían la familia y los grupos ciudadanos preocupados por el caso, pero tampoco un homicidio, como ocurre comúnmente en los asesinatos.

Parricidio sí porque se consideró la relación directa que tenía el supuesto autor intelectual, es decir, quien era entonces su esposo, con la víctima; al tener conocimiento de la relación entre el marido y la víctima, los demás acusados se convirtieron, también, en parricidas por colaborar con él.

Al definir el parricidio, el Código Penal de Jalisco explica en el artículo 223 que “se impondrán de veinticinco a cuarenta y cinco años de prisión al que dolosamente prive de la vida al cónyuge o a cualquier ascendiente o descendiente consanguíneo en línea recta o colateral hasta en cuarto grado, hermano, concubina o concubinario, adoptante o adoptado, sabiendo el delincuente esta relación”.

El Informador de Jalisco