NI PICHA, NI CACHA…

42

JAQUE

Hace unos días, doña Yolanda Tellería, hizo público un video, por cierto muy deleznable, asqueroso, pobre para haber sido producción del H. Ayuntamiento de Pachuca; en el que la señora se excusaba sobre el retiro de los comerciantes ambulantes que trabajaban en la zona de Plaza del Valle, Hospital General y Seguro Social.

Lo de menos es que su video suene como grabado en un baño, o que dé cátedra, a quien escribe así como a mis compañeros de comunicación, de que sí es posible grabar mirando con un ojo a la cámara y con el otro al teleprompter; pero ese es otro asunto.

El problema está en que no deja trabajar a quienes salen a buscar el sustento de su familia; cabe aclarar, que con eso no hago apología de la piratería o del ir contra las leyes, pero por lo menos esas personas, buscan de manera honrada el llevar dinero a casa.

Dijo Yola, que diversas instituciones, entre ellas la de Seguridad Pública de Pachuca, tienen las “instrucciones claras” de realizar acciones pertinentes para atacar este mal, respetando los derechos humanos; pero ¿no es ella quien está violando el derecho al trabajo?

Pero todo esto podría evitarse si ella cumpliera lo que promete, me refiero a la construcción de un mercado, que prometió desde 2017, donde serían reubicados los comerciantes ambulantes, pero pues sin el inmueble, la gente no tiene un lugar para trabajar.

Me parece vergonzoso que una señora de fina estampa como lo es Yola Tellería, no tenga la mínima capacidad mental para darse cuenta que si retira a los ambulantes deja sin sustento a cientos de familias, lo que podría llevar a que, por necesidad, aumenten los robos en Pachuca.

No me parece justo que hable de luchar contra la ilegalidad, el influyentismo, la corrupción, y la impunidad, retirando unos cuantos ambulantes de la ciudad, teniendo en pleno centro de la capital hidalguense el monumento a la piratería, el mercado Miguel Hidalgo.

Del dinero extra que recibe de los parquímetros, que también dijo estaba en contra, debería construir el establecimiento para que los comerciantes ambulantes se vuelvan fijos.

Así vivimos en Pachuca, la casa de todos.

Amenazo con volver.

guillermobello_oficial@outlook.com

Enlazar
Artículo previoNuevos nombramientos en Salud
Siguiente ArtículoRADAR POLÍTICO