CONGRESO CIRCENCE

14

Jaque

Quienes no comprendieron su slogan fueron los del Movimiento de Regeneración Nacional, MORENA, parecen ser la desesperanza de México, y no lo que habían prometido; con esto me refiero al caso Hidalguense, pues en los primeros días de las funciones de la LXIV legislatura, solicitaron recesos en las actividades legislativas.

Además, como si el Estado se encontrara a la deriva, decidieron pedir la desaparición de poderes, lo cual sigo sin entender, pues con ello también ellos serían destituidos pues ellos son parte del Legislativo, ¿o no lo sabían?

Es así como llegó la “esperanza de México” a poner orden, queriendo echar a la basura la elección de hace apenas dos meses, y con ella boletas, casillas, marcadores, etcétera; todo pagado por los mexicanos.

En teoría, las mayorías siempre ganan, pero en el Congreso de Hidalgo parece que no les salen las cuentas, pues a pesar de que en número los diputados por MORENA son más que la bancada de PRI, éste último logró conservar la presidencia de la Junta de Gobierno.

En resumidas cuentas, por el receso indefinido que existe en el Congreso del Estado, los diputados no están haciendo lo que deberían, trabajar en favor de la sociedad; mi pregunta es: ¿siguen percibiendo completito su salario?

Cualquier otra persona que no trabaje, o se le descuentan los días que no labore o simplemente se le despide, dejando el puesto para quien sí quiera cumplir con las actividades del lugar donde se le da empleo. ¿Por qué no se aplica también con los diputados flojos?

Sólo espero que durante su periodo como diputados no se les haga costumbre el pedir recesos o frecuentar las parálisis legislativas. El pueblo les concedió su voto esperando un México mejor, no para que cobren sin trabajar.

Amenazo con volver.

guillermobello_oficial@outlook.com