EN MÉXICO EL VIACRUCIS SE VIVE

18

JAQUE

Luego de una semana de descanso, para algunos, porque hay quienes por el calendario de la SEP podrán disfrutar de otro tanto, regresamos a nuestras actividades diarias después de haber vivido la pasión de Cristo y todo lo que le representa.
La gran institución que en algún momento fue la iglesia católica está perdiendo fuerza. Y no porque ya no se crea en sus santos, sino porque la gente ya no sigue sus instrucciones. Quienes aún lo hacen, se persigan cuando pasan fuera de algún templo, mas no van.
No, no apoyo de ninguna manera esta religión, no se malinterpreten las líneas anteriores y se quiera creer que soy un fiel católico. A donde quiero llegar es que en esta la “semana mayor”, la gente ya no practica lo que hicieron nuestros abuelos, o por lo menos los míos.
Al día de hoy la gente sólo va al viacrucis por morbo. Si no me cree y usted fue a ver la actuación de este año, dígame cuántos niños, jóvenes y adultos se acercaban sólo para grabar o ver cómo azotaban a quienes representaron a Jesús.
El verdadero viacrucis lo vivimos la mayoría de los mexicanos en todo el año, no sólo en una semana. Las largas filas en los centros médicos desde la madrugada para que sólo atiendan a cuatro personas, son todo un calvario. Las largas jornadas de trabajo para apenas llevar lo mínimo de pan y vino a casa, no es una bendición del señor, ¿o sí?
Y peor aún, los verdaderos Judas andan disfrazados por la vida con el traje de políticos, robando al pueblo las monedas que son del pueblo. El verdadero viacrucis se vive día con día, los mexicanos somos azotados con mala educación, con pésimos servicios, con gobiernos que se aprovechan de la ignorancia de la gente.
Luchemos por crucificar a esos políticos que traen como corona la avaricia y profesan las leyes de la corrupción.
Amenazo con volver.
guillermobello_oficial@outlook.com